Aeropuerto El Dorado será demolido para levantar un terminal aéreo completamente nuevo

Incorporado oficialmente el Airbus A320 a la flota de Avianca
Boeing gana órdenes por 11200 millones de dólares incluyendo 35 aviones 787

El Gobierno Nacional aceptó finalmente la propuesta planteada por el consorcio Opaín. El nuevo aeropuerto internacional estará listo en el 2012. Falta definir el valor exacto de las nuevas obras.

Especialistas del Estado y los contratistas coincidieron en que las fallas estructurales de la vieja terminal son de tal magnitud que no soportaría una remodelación.

Para dirimir cualquier diferencia entre la Aeronáutica Civil y el consorcio Opaín S.A., el equipo de trabajo reunido ayer en el Palacio de Nariño acordó que el valor de la operación será sugerido por los tres amigables componedores determinados en el contrato: Gonzalo Echeverri, Juan Carlos Echeverri y Alfonso Orduz Duarte, ex presidente de la Sociedad Colombiana de Ingeniería.

Ellos sugerirán el costo de la obra y su duración, y serán un puente externo a la hora de tomar la decisión del valor de la nueva obra.

El 20 de marzo deberán iniciarse las obras de la segunda fase de la construcción, que abarca las terminales de carga, las cuales duplicarán su capacidad actual y tendrán espacio para el avión de mayor tamaño hoy, el Airbus 380.

"Esa etapa concluye en 18 meses. Entonces será la terminal de carga más moderna y eficiente de América Latina", aseguró el vicepresidente de la República, Francisco Santos.

La decisión, que se tomó de común acuerdo, contempla que una vez esté terminado el nuevo muelle internacional, paralelo a la pista entre el Puente Aéreo y la terminal antigua, se iniciará la construcción del nuevo edificio. Al final de dicha etapa, hacia el año 2011, se derrumbará la terminal vieja.

De esta manera, tanto el muelle nacional como el internacional serán totalmente nuevos, como lo propuso Opaín desde la misma noche en que ganó la licitación, acogiéndose a la cláusula 21 del contrato.

El concesionario también propuso el año pasado llevarse la terminal de carga hacia la zona occidental del aeropuerto; este ha sido uno de los puntos más polémicos. El Gobierno rechazó ese cambio ante el temor de que los grupos perdedores de la licitación lleguen a demandar por cambios en el contrato original.

En el caso de la nueva terminal, quedan pendientes los diseños -preaprobados en su mayoría-, los costos y el sistema de pago, información que deberá quedar calculada antes de un mes.
"Creemos que les va a dar una gran alegría a los bogotanos y esperamos que esté terminado en el 2012", dijo Santos.

El gerente general de Opaín S.A., Jorge Alejandro Chávez, reconoció que los 11.000 millones de pesos de la remodelación del edificio actual de Eldorado, el cual tendrá una vida adicional de tres años, se perderá completamente y que lo único que se con esta inversión es darle comodidad a los viajeros durante este tiempo .

Fuente: El Tiempo

Incorporado oficialmente el Airbus A320 a la flota de Avianca
Boeing gana órdenes por 11200 millones de dólares incluyendo 35 aviones 787

Deja un comentario