LATAM presenta programa “Segundo Vuelo” para reciclaje de uniformes

Ultra Air transportó 693.530 pasajeros en sus primeros 6 meses
Tráfico aéreo mundial de pasajeros se fortaleció en julio de 2022

Reciclaje de uniformes de LATAM Airlines.LATAM, en alianza con la Corporación Mundial de la Mujer Colombia, presentó su programa Segundo Vuelo, una iniciativa de economía circular que busca el aprovechamiento de residuos textiles y de cuero, generados por la reposición de los uniformes de sus colaboradores, para ser reutilizados en la confección de nuevos productos que posteriormente son reintroducidos en la operación de la aerolínea, extendiendo el ciclo de utilización y por lo tanto su ciclo de vida.


En 2022 se encuentran vinculados alrededor de 1.300 empleados a LATAM en Colombia y de estos, cerca del 80% utilizan uniformes en sus actividades diarias incluyendo pantalones, faldas camisas, zapatos, carteras, chaquetas, chalecos de seguridad, entre otros. Las diferentes piezas de los uniformes son reemplazadas una vez al año según las necesidades de cada colaborador, y este a su vez dona voluntariamente los elementos en desuso para que se conviertan en materia prima del programa Segundo Vuelo. Así, después de una fuerte campaña de promoción y concientización de donación, en la primera etapa se recolectaron más de 500kg de material textil previniendo su envío a rellenos sanitarios donde se estima que podrían perdurar más de 20 años en su proceso de degradación y/o descomposición.

El programa Segundo Vuelo es un avance tangible en el cumplimiento de nuestros compromisos en economía circular de ser un grupo que genere cero residuos a vertedero en 2027 y apoya las iniciativas de eliminación de plásticos de un solo uso prevista para 2023. En este sentido los residuos textiles dejan de ser considerados como basura, sino que son el insumo para crear nuevos productos que se requieren en la operación y en muchos casos para reemplazar elementos plásticos en procesos de áreas como mantenimiento o aeropuertos”, indicó María Lara, gerente de Asuntos Corporativos de LATAM Airlines Colombia.

El equipo de LATAM identifica oportunidades para el uso de los textiles en las diferentes áreas de la compañía y la Corporación Mundial de la Mujer Colombia, junto al diseñador Juan Pablo Socarrás, desarrollan los prototipos y muestras aprovechando todas las piezas de uniformes recicladas y cumpliendo los requerimientos en cuanto a funcionalidad y estilo de la marca. De esta manera se han diseñado bolsas para el transporte de herramientas del equipo de mantenimiento; materiales promocionales para el área de ventas incluyendo porta pasaportes y porta documentos, marca maletas, carteras, llaveros; bolsas para el transporte de materiales requeridos por los agentes de servicio al pasajero en salas de abordaje; elementos requeridos por voluntarios que realizan actividades con organizaciones sociales apoyadas por LATAM.

Posteriormente, los residuos textiles son enviados a la Corporación quien designa al equipo de emprendedores que transforma el material y acompaña la producción garantizando altos estándares de calidad en cada una de las piezas. Adicionalmente, apoya el proceso de valorizar cada producto a un precio justo y competitivo en el mercado para que el proyecto se convierta en una oportunidad para que los emprendedores, muchos de los cuales han vivido en contextos difíciles, mejoren su calidad de vida por medio de un ingreso digno y sostenible.

Para María Isabel Pérez Piñeros, directora ejecutiva de la Corporación Mundial de la Mujer Colombia: “Este tipo de trabajos nos permiten llevar a otro nivel la sostenibilidad integral que siempre ha implementado en todas sus acciones la Corporación para darle el verdadero sentido a la economía circular de la que ha sido pionera”.


Finalmente, la iniciativa de Segundo Vuelo tiene un modelo de compra-venta al interior de la aerolínea que garantiza la viabilidad del proyecto a largo plazo, ya que todos los productos desarrollados por los emprendedores de la Corporación Mundial de la Mujer Colombia son adquiridos directamente por las diferentes áreas de la compañía, bien sea para uso interno o externo según la necesidad, generando un impacto social, económico y ambiental.

Segundo Vuelo es el mejor ejemplo de los beneficios generados por la implementación de estrategias de economía circular: desde la perspectiva económica genera oportunidades laborales y reduce gastos en áreas específicas; en el ámbito ambiental disminuye el uso de recursos y reduce la producción de residuos; y desde un enfoque social permite crear conciencia entre los colaboradores para cambiar hábitos de consumo y siembra esfuerzos para generar equilibrios en la sociedad entre la economía y el medio ambiente”, agregó María Lara.

El programa Segundo Vuelo inició en 2018 en Perú a raíz del cambio de marca de LAN a LATAM que incluyó el rediseño del uniforme con lo cual fue necesario reposición todos los uniformes de los colaboradores. Hoy en día la iniciativa se ha extendido a las filiales del Grupo LATAM que operan en Ecuador, Brasil y Chile. En Colombia la perspectiva futura es que algunos de los productos de Segundo Vuelo, creados por la Corporación y Juan Pablo Socarrás, puedan ser ofrecidos para la venta al público.

Ultra Air transportó 693.530 pasajeros en sus primeros 6 meses
Tráfico aéreo mundial de pasajeros se fortaleció en julio de 2022

Deja un comentario