El aporte de la Aviación para la extinción de incendios en Chile

Finnair volará directo de Helsinki a Puerto Vallarta en A350
Airbus explora opciones para viajeros con movilidad reducida

Global SuperTanker en plataforma del Aeropuerto de Santiago.

En medio de la emergencia que vive Chile como consecuencia de los incendios forestales que durante los últimos días han destruidos bosques, campos y pueblos enteros, la Dirección General de Aeronáutica Civil de Chile (DGAC) ha dispuesto una serie de acciones para atender la tragedia y mantener la normalidad de los servicios aéreos en el país.

De acuerdo a lo informado, la Autoridad Aérea tiene a disposición todos los medios aeronáuticos que pueden o pudieran ayudar en el esfuerzo que está desarrollando el país en el combate de los distintos focos de incendios en las regiones VI, VII y VIII, como en los otros focos que han aparecido. Esto incluye la colaboración con los organismos competentes y la prestación de ayuda a los equipos nacionales y extranjeros que desempeñan labores en esta emergencia de carácter nacional.

En ese contexto, DGAC destaca la disposición de la Oficina Nacional de Emergencia (ONEMI) el equipamiento disponible, en términos de carros de extinción de incendios de aeronaves y funcionarios especializados. En Hualañé y Concepción, hay carros de extinción de incendios y personal quienes colaboran con la acción que realiza el Cuerpo de Bomberos. En Santiago, se está apoyando las operaciones del Boeing 747-400SF de Global SuperTanker con una autorización rápida para su vuelo en Chile como en la carga de la aeronave, utilizando para ello un carro del Servicio de Salvamento y Extinción de Incendios (SSEI) del aeropuerto Arturo Merino Benítez de Santiago.

Boeing 747 "SuperTanker" en Santiago.

En relación al B747-400SF, la institución ha señalado también todas las facilidades para facilitar la labor del avión en el país, ya sea en la agilidad de los trámites para su operación como en el apoyo mencionado descartando cualquier “burocracia” destinada a entorpecer la ayuda. En una declaración pública emitida el día 25 de enero, DGAC indicó que la solicitud de operación de la aeronave se aprobó en media hora después de que el Ministerio de Defensa Nacional lo comunicara. Según consta, la autoridad ministerial hizo envío de la solicitud el día 24 de enero de 2017 a las 09:30 horas. “La Resolución se aprobó media hora después de la solicitud y a las 12 horas ya estaba aprobado el plan de vuelo, lo que permitió el arribo de esta aeronave al país a las 06:00 AM de esta madrugada.”

El B747-400SF de Global SuperTanker fue ofrecido al Gobierno de Chile dos días antes de su aceptación y autorización por parte de la filántropa chilena Lucy Ana Avilés, que a través de su fundación Vientos Sur, financió con un aporte de US$ 2 millones el traslado y operación en el país por dos días. El avión se encuentra basado en el aeropuerto de Santiago desde donde realiza las misiones que se le encomiendan las que dependen de las condiciones imperantes, especialmente en lo que respecta a la visibilidad en las zonas del siniestro. Posteriormente, una segunda donación realizada por la familia Luksic ha conseguido financiar la operación de esta aeronave por seis días más.

Boeing 747 "SuperTanker" siendo cargado en Santiago.

“La participación institucional ha sido vital desde la perspectiva de la rapidez requerida para el abastecimiento de agua de esta aeronave, la que se ha ejecutado en conjunto con bomberos a través de un carro aeronáutico que reúne las características técnicas necesarias para efectuar un carguío de esta envergadura en corto tiempo”, señala DGAC en relación a la operación del avión.

Independiente de la emergencia nacional, DGAC enfatiza que la red aeroportuaria de Chile se encuentra en plena operación, tanto para asegurar que la ayuda llegue a donde se requiere y se mantengan los niveles de seguridad necesarios para la operación de las aeronaves. En ese contexto, es necesario mencionar que las operaciones regulares que se realizan en Chile no se han visto comprometidas por la emergencia ni por la operación especial de las aeronaves que prestan ayuda en los incendios. De esta manera, las líneas aéreas han podido mantener la regularidad y puntualidad de sus vuelos, permitiendo que los miles de pasajeros que diario se movilizan en el país lleguen a tiempo a sus destinos. La seguridad no se ha visto comprometida.

Llegada del Boeing 747 "SuperTanker" a Chile.

La red aeroportuaria especialmente la de los pequeños aeródromos ha sido fundamental en todas las tareas de apoyo en las operaciones aéreas de helicópteros y aviones que realizan para la extinción de los incendios, así como más adelante lo será en la canalización de la ayuda. Al igual que para el terremoto del 27 de febrero de 2010, los aeropuertos y aeródromos vuelven reafirmar su rol social no sólo para garantizar la conectividad territorial del país sino para atender las distintas necesidades y emergencias que la naturaleza o su población imponen. Este rol insta a las autoridades políticas a asumir un compromiso efectivo en lo que respecta a la protección de las instalaciones como con una inversión permanente en infraestructura y equipamiento.

Fuente: desdescl.com – Ricardo Delpiano

Finnair volará directo de Helsinki a Puerto Vallarta en A350
Airbus explora opciones para viajeros con movilidad reducida

Deja un comentario