Paracaidista colombiano, tras tres récords Guinness

Avianca incorpora Airbus A320 en la ruta Colombia-Aruba
En junio, el Aerocafé tendría los $12.916 millones que le devolvió a la Nación

Paracaidista colombiano, tras tres récords Guinness | Aviacol.net El Portal de la Aviación Colombiana

Jhonathan Flórez

Jhonathan Flórez realizará esta hazaña como homenaje a los militares colombianos heridos en combate. Flórez ha realizado más de 2.300 saltos en paracaídas y ahora lo hace con traje con alas.

Jhonathan Flórez se pone serio cuando lo califican de loco por el hecho de dedicarle su vida al paracaidismo. “Loco el que no es capaz de hacer lo que le llena el alma”, responde con vehemencia antes de explicar que lleva cerca de 2.300 saltos y nunca ha sufrido fracturas, “por ahí un par de raspones por caer mal”, dice. “Si se cumple con todos los protocolos, este es un deporte muy seguro”, agrega el antioqueño de 29 años, quien desde mañana intentará romper tres récords Guinness de vuelo con traje de alas, los de distancia horizontal durante caída libre (14,04 millas), tiempo en caída libre (seis minutos) y distancia total recorrida (16,06 millas).

Flórez, apoyado por Coldeportes, Indeportes Antioquia, la división de aviación del Ejército Nacional y la Asociación de Damas Protectoras del Soldado, realizará esta hazaña como homenaje a los militares colombianos heridos en combate, “quienes son unos verdaderos héroes y un orgullo para nuestro país”.

Jhonathan se enamoró del paracaidismo desde muy niño, pero apenas a los 13 años realizó su primer salto, en compañía de un instructor. “Ya como a los 20 ó 21 comencé en serio”, cuenta antes de lamentar la falta de apoyo a esta actividad en Colombia, lo que lo obligó a irse a los Estados Unidos, donde es instructor y realiza actividades complementarias con disciplinas innovadoras como el XRW, Cross Relative Work, que mezcla el vuelo en paracaídas y el de trajes con alas.

“Esta es mi vida y soy muy feliz. Si tuviera más plata no me la gastaría en carros o casas, ni siquiera en ropa, sino en volar”, dice emocionado Jhonathan, para quien cada salto es como un hijo.

Su pasión por las alturas le ha permitido viajar por todo el mundo y conocer paisajes espectaculares, entre los que recuerda especialmente The Eiger, en los alpes suizos; el Troll Wall, en Noruega, y el Dent de Crolles, en Francia, lugares en los que se ha “purgado el alma”, como califica los saltos, “oportunidades de sentirse libre, vivo y realizado”.

Fuente: El Espectador
Imagen tomada de: El Espectador

Avianca incorpora Airbus A320 en la ruta Colombia-Aruba
En junio, el Aerocafé tendría los $12.916 millones que le devolvió a la Nación

Acerca del Autor

Deja un comentario